febrero 28, 2021

Librexpresión

La libertad comienza cuando termina el silencio

La decisión de la FGR de indultar a Cienfuegos causa críticas hasta de quienes simpatizan con la 4T

La Fiscalía General de la República (FGR), a cargo de Alejandro Gertz Manero, exoneró de toda posible relación con un grupo criminal dedicado al narcotráfico al General Salvador Cienfuegos Zepeda, además de liberarlo del cargo de presunto enriquecimiento ilícito, lo que provocó una oleada de críticas y pronunciamientos de un supuesto “pacto de impunidad” tanto en la FGR como en el Gobierno de la Cuarta Transformación o 4T.

El 15 de octubre del año pasado, el ex titular de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) en la administración del Presidente Enrique Peña Nieto fue detenido en el aeropuerto de Los Ángeles, California, a petición de la Agencia para el Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés), y luego fue ligado por fiscales de ese país con un cártel del narcotráfico en México, el H-2, al que supuestamente ayudó a cambio de sobornos.

Luego de dos semanas en un centro de detención en Los Ángeles, el General, de 72 años de edad y ahora en retiro, fue trasladado a una prisión de Nueva York, a petición de la Corte federal con sede en Brooklyn, donde los fiscales ahondaron sobre los delitos a perseguir.

La acusación central fue que, entre 2015 y 2017, cuando era titular de la Sedena y a cambio de sobornos, Cienfuegos Zepeda protegió al Cártel de los Beltrán Leyva, a través de Juan Francisco Patrón Sánchez, alias “El H2”, a quien supuestamente ayudó en el tráfico marítimo y terrestre de cocaína, heroína, metanfetaminas y mariguana.

La acusación contra Cienfuegos, a quien se identificó entonces como “El Padrino” o “Zepeda”, fue presentada desde el 14 de agosto de 2019 ante la Corte para el Distrito Este de Nueva York, situada justo en Brooklyn.

El 29 de noviembre de 2018, el General Cienfuegos dejó la Secretaría de la Defensa Nacional. Fue detenido en EU, pero regresó a México, donde la FGR decidió exonerarlo.

Pero el destino de quien hasta entonces era el funcionario mexicano de más alto nivel detenido en EU, dio un giro extraordinario.

LA 4T CUESTIONA A LA FGR

El anuncio provocó críticas incluso de quienes han defendido al actual Gobierno mexicano.

El productor y periodista mexicano Epigmenio Ibarra calificó de “inaceptable” la decisión de la fiscalía federal, pues opinó que Cienfuegos también debe ser investigado por encubrir crímenes de lesa humanidad como el caso Tlatlaya y Ayotzinapa.

“Inaceptable me parece que la @FGRMexico mande impune a su casa a Cienfuegos. Más allá de la validez de las pruebas de la DEA lo que importa es que este hombre deshonró el uniforme y participó en el encubrimiento de crímenes de lesa humanidad como Tlatlaya y Ayotzinapa”, escribió en Twitter.